Aunque creen que la etapa más crítica de la crecida del Río Pilcomayo pasó, desde el gobierno evalúan la posibilidad de reubicar a las familias de Pozo de Maza.


El gobierno de la provincia de Formosa evalúa alternativas para la reubicación de 120 familias afectadas en la localidad de Pozo de Maza, departamento Bermejo por la crecida del Río Pilcomayo.

En una reunión encabezada por el Jefe de Gabinete, Antonio Ferreira, varios organismos del estado evaluaron la posibilidad de un traslado de pobladores por signos preocupantes en la alta cuenca del río.

Explicaron además que en el Proyecto Pantalón en la frontera de la provincia de Formosa que es donde el Pilcomayo se divide en dos y pasa a territorio paraguayo, la proporción del caudal es en porcentajes, del 60% para el lado argentino y 40% para el lado paraguayo.

Esta situación complica aún más el panorama debido a la cantidad de sedimentos que arrastra la masa hídrica pero según estimaron, las tareas a realizar es reubicar a la población en lugares más altos.




Comentarios