María Belén es una joven oriunda de Tres Lagunas, en el interior de Formosa y hace meses que vive una pesadilla. Una semana atrás fue víctima de un brutal ataque por parte de su ex pareja, quien además amenazó a las tres hijas que tienen en común. Las voy a matar a todas y me voy preso tranquilo, les dijo. Es paraguayo y está prófugo.


María Belén Ruíz Díaz (25), tiene 3 hijas; la mayor de todas, de apenas 7 años, le salvó la vida porque salió a pedir ayuda cuando su padre, Abel Antonio González (28) estaba golpeando brutalmente a su madre decidido a matarla.

María Belén comentó cómo es que empezó este infierno por el que está pasando y que no le permite ni siquiera poder trabajar. “No puedo salir tranquila porque me amenazó con matarme donde me vea”, dijo.

María Belén estaba en pareja desde los 16 años con González, quien estaba trabajando en una obra vial en provincia José C. Paz, provincia de Buenos Aires. “Él es topógrafo, es paraguayo y hace 5 años que está radicado en Argentina. La situación comenzó hace unos 6-7 meses atrás, con agresiones verbales, me maltrataba diciéndome que era mala madre, luego en la intimidad; y venía alcoholizado y con los ojos rojos. Tiempo después me enteré que se drogaba”, contó la joven.

Según especificó el hombre con el que tiene 3 hijas en común, todas menores; de hecho la mayor tiene 7 años; una vez vino alterado del trabajo y le levantó la mano. “Fue cuando le puse fin a la relación. Me fui de mi casa y dejé constancia que me iba con mis hijas”.

González tenía la perimetral, es decir que no se podía acercar a la casa. Sin embargo, hace una semana atrás, cuando María Belén volvía de la fiscalía donde fue hacer la denuncia por las constantes amenazas, se lo encontró en el interior de su vivienda. “Había roto varias cosas, revuelto la casa. Me amenazó a mí y a mis hijas, ‘las voy a matar a todas y después me voy preso tranquilo’ me dijo”, relató la joven que es oriunda de Tres Lagunas, en el interior de la provincia de Formosa donde está toda su familia.

“Mi familia se enteró de lo que pasó y me dijo que me fuera para allá, pero tengo tres hijas y no puedo dejar todo. Es ir con una mano adelante y la otra atrás. Acá no puedo estar segura, ni siquiera puedo trabajar porque me amenazó con atacarme en la calle. Ahora vivo en lo de una amiga pero ando de casa en casa”, contó.

María Belén dijo que la relación con la familia de su ex pareja no es la mejor y que solamente su cuñado, dos años menor que el agresor; es el único que le dijo que la acompañaría en la denuncia contra su hermano. “El resto de los familiares lo bloquearon de las redes sociales y de los teléfonos porque no salió a favor de su hermano. La madre de él siempre metió fichas y ha hecho lo posible para que se fuera a Paraguay cuando pasó todo esto”, expresó.

María Belén vive con sus tres hijas en la localidad bonaerense de José C. Paz pero está desesperada por recibir ayuda. Su teléfono es 1168887341. Fuente: El Comercial

Si sufrís por violencia de género, no dudes en contactar a la línea gratuita de asistencia a la víctima, 144.





Comentarios