El próximo lunes 1 de marzo comienzan las clases presenciales en todo el territorio cordobés, y con ello, la necesidad de los padres de buscar un medio para que los más pequeños puedan movilizarse. Ante esto, se dispuso la autorización de los transportes escolares para que puedan retornar su actividad.

En primera instancia, las autoridades provinciales sólo habilitarían los vehículos con un aforo reducido -en un 50 por ciento-, algo que provocó las quejas de los transportistas que aseguraban que tendrían una baja rentabilidad. Pero, este jueves, la Secretaría de Movilidad Urbana dispuso que los vehículos podrán ser ocupados en su totalidad.

Es así que, la Municipalidad de Córdoba, a través de la secretaría de Marcelo Mansilla, decidió habilitar a los transportistas escolares a viajar con los vehículos 100 por ciento completos.

Es importante destacar que el sector se vio profundamente golpeado ya que su actividad estuvo totalmente paralizada, desde mediados de marzo del 2020 hasta la actualidad. A raíz de esto, los transportistas del sector se manifestaron en varias oportunidades para solicitar el retorno al trabajo.