El presidente de la Cámara de Natatorios de Córdoba, José Sosa, advirtió este viernes que podrían tomar medidas de fuerza para que los dejen abrir. El directivo señaló que la situación que atraviesan es “asfixiante”.

//Mirá también: Restricciones en Córdoba: comerciantes volvieron a protestar al grito de “Queremos trabajar”

El malestar en el sector se debe a que la actividad fue una de las restringidas en la última disposición provincial para frenar la segunda ola de coronavirus. Además, desde la entidad exigen una respuesta al anteproyecto presentado en el Concejo Deliberante y la Legislatura Unicameral.

Esta iniciativa cuenta, según detalló el propio Sosa en diálogo con Cadena 3, con estudios científicos internacionales y locales, y más de 10 mil firmas pidiendo la reapertura de la actividad. “El 90% de quienes hacen natación eligen esta actividad por motivos de salud, y el 80% por prescripción médica”, aseguró.

//Mirá también: Restricciones en Córdoba: extienden la asistencia económica a más rubros

“Tampoco tenemos explicación de por qué, si somos comercio no esencial, no abrimos en esta quincena y, si no lo somos, por qué no se nos considera esenciales”, enfatizó el titular de la entidad cordobesa. Y explicó que la cuenta de gas promedio de un natatorio ronda los 100 mil pesos, mientras que las ayudas económicas del Estado no superan los 30 mil pesos.

En este sentido, Sosa consideró que “la situación es asfixiante”. “Tenemos un medio seguro que se dedica a la prevención y recuperación de la parte cardiopulmonar, que es una de las principales consecuencias que deja el Covid”, sentenció.