Belgrano vive un momento difícil, en el que el promedio pasa a ser un tema prioritario, pero para poder salir de esta zona, tanto jugadores como cuerpo técnico, necesitan mantenerse enfocados en el objetivo.

En la fecha pasada, la polémica pasó por el gol que le anularon al Celeste en Tucumán, ante San Martín. Precisamente sobre ese tema se refirió el DT Diego Osella tras el entrenamiento que realizó el Pirata en la mañana de este jueves.

"La reacción que tuve después del partido fue desubicada. Con un colega, analizando y pidiéndole explicaciones a alguien que vio lo mismo que yo, con las pulsaciones a mil. Son momentos en los que me voy del eje, por eso ahora mucho más frío y tranquilo creo en la buena fe del arbitraje y espero que no vuelva a suceder. Después no te alcanza el tiempo para pedir disculpas", indicó el entrenador a los medios presentes en el predio Armando Pérez.

Pero también asumió que esa situación ya quedó atrás y ahora hay que poner la energía en lo que sigue: San Lorenzo.

"Ahora viene San Lorenzo, lo otro es pasado. Hay que encararlo con trabajo y, fundamentalmente, con la confianza de que podemos ganar el partido", afirmó.

Belgrano volverá a entrenar mañana viernes y el sábado, a las 19.20, recibirá en el Julio César Villagra a San Lorenzo.