El jueves se alteró de forma abrupta para los empleados de una verdulería de barrio Altamira que vieron entrar a un niño de 5 años sin acompañantes. La sorpresa fue mayor cuando el pequeño dijo que estaba perdido. Desde entonces buscan a su familia. 

"El niño está en una residencia bajo protección de Senaf, ingresó anoche, y los equipos de la Secretaría están trabajando al igual que la unidad judicial", informaron a La Voz desde la Secretaría de Niñez, Adolescencia y Familia (Senaf).

La Policía de Córdoba y la Justicia se encuentran intentando dar con la familia del niño aunque todavía no se obtuvo ningún tipo de información. 

El pequeño fue hasta una verdulería de calle Agustín Garzón al 4.400 el jueves por la noche para pedir ayuda porque se había perdido. Según publica Radio Suquía, le habría dicho a la empleada del negocio que es oriundo de Río Cuarto y que había viajado a Córdoba junto a sus padres para visitar a unos amigos.