Son más de 30 mil las familias afectadas que desempeñan sus labores en el rubro. Piden respuestas urgentes de las autoridades.


Los salones de fiestas son uno de los sectores más afectados por la pandemia del coronavirus. Hace más de 180 días que están sin poder trabajar. Reclaman respuestas urgentes por parte de las autoridades.

Es por eso, que personal afectado  a este rubro realizó una protesta frente al Centro de Operaciones de Emergencia. Son más de 30 mil familias que viven gracias a esta actividad en Córdoba

Desde Adea (Asociación de Dependientes de Eventos Privados Sociales y Afines) piden habilitar de forma inmediata y urgente todos los eventos sociales privados, aclarando que no quieren subsidios ni créditos, sino volver a trabajar.

Protesta trabajadores de salones de fiesta (Pedro Castillo)

 “En esta protesta no estamos sólo los dueños de los salones de fiestas sino también el jardinero que mantiene el parque, el mozo que atiende las mesas, el barman, el DJ, la gente que trabaja en la parte técnica, los que alquilan escenarios, estructuras, castillos inflables. Tenemos tantos rubros, necesitamos volver a trabajar. Venimos pidiendo esto hace seis meses y no recibimos respuesta”, dijo a La Voz, Lorena Scalerandi, en nombre de Adea.

En cuanto a los permisos que han conseguido, la representante de Adea agradeció a la Municipalidad que les dio el beneficio de poder abrir reinventándose en bares y restaurantes. “Lo que pasa es que la oferta es muy grande para la poca demanda que hay. Terminamos quitándonos el poco trabajo que hay entre rubros. Los restaurantes tienen su público y a nosotros los dueños de salones de fiesta nos están haciendo involucrar en esa actividad”, advirtió.

Además, Lorena se quejó de las disposiciones ya que aseguró que “sí está habilitado el transporte público” o los patios de comida con una “circulación de 4 o 5 mil personas diarias sin un control”, no entienden por qué todavía nos los habilitan a ellos.




Comentarios