La polémica explotó este lunes cuando se conoció que Uber volvía a la carga en Córdoba con un nuevo servicio de mensajería denominado "Uber Flash". Este martes los que pusieron el grito en el cielo por la reaparición de la aplicación fueron los conductores de taxis.

Uber ya opera en la ciudad con Uber Eats, para delivery de comida. Pero este nuevo servicio (Flash) es "un producto para el envío de artículos, un servicio para dar una solución para mover artículos y productos de necesidad sin moverse", según indicaron desde la empresa.

En este sentido, Lidio Soriano, secretario general del sindicato de conductores de taxis salió a hablar y mostrar el rechazo de los trabajadores del volante ante esta situación.

"Llegó la hora de que una vez por todas blanqueemos la situación y se trabaje dentro del marco legal, esta gente nunca quiere trabajar dentro del marco legal", aseguró Soriano a El Show del Lagarto.

Por el momento Uber Flash estará disponible en Córdoba Capital y el Gran Córdoba y se extendería a Río Cuarto y Carlos Paz. El servicio será brindado por los socios conductores ya habilitados por la empresa en el breve lapso que ofreció el servicio de traslados a personas.

"Ellos utilizan siempre la misma aplicación y de ahí derivan los servicios que van prestando. Por ejemplo el servicio de traslado de comida ya está habilitado y tranquilamente puede registrarse. El único requisito es un carnet, un vehículo, un seguro, es como decir trabajemos con lo que tengamos que es lo mismo y no paguemos aportes", se quejó Soriano.

Al ser consultado por un proyecto que presentaría el concejal de la UCR, Rodrigo de Loredo, para que los taxistas puedan funcionar como servicio de mensajería con una tarifa plana, Soriano respondió: "Al proyecto no lo conocemos porque no lo presentaron. Hay mucha coincidencia, no lo presentaron y aparece Uber con esto".