La conductora tuvo como invitado a su novio en "El precio justo" y aclararon lo sucedido después de haberse presentando en el programa de Susana Gimenez.


Que sí, que no, que la felicidad, que la familia, los amigos. La relación de Lizy Tagliani y el cordobés Leo Alturria tuvo una gran cantidad de idas y vuelta en tan solo tres días. El domingo eran una pareja feliz, el lunes se habían separado y ahora lloraron en cámara por la reconciliación.

El cordobés Alturria estuvo como invitado especial en “El precio justo” programa que justamente conduce su actual pareja, Tagliani. Allí aclararon la situación y él reconoció al ingresar al piso del programa: “me hiciste emocionar, me hiciste emocionar”.

Pero por suerte, para todos los que no estan enterados de esta noticia. Lizy hizo un repaso de lo sucedido en esta semana. “Al que no me vio, ayer hacía el pase (con Morfi, todos a la mesa) y de una broma, manifesté una angustia, un llanto… por sensaciones y por cosas hirientes acerca de una relación y eso me hizo replantear cosas, le debe pasar a un montón de gente”, arrancó la conductora.

Entonces, contó su historia con el rugbier cordobés de 31 años: “Hace cuatro o cinco meses conocí a alguien y poco a poco me fui enamorando. Empecé a tener una relación con Leo, todo en secreto para conocernos más y que cuando estuviera más afianzada la relación mostrarla, porque me encanta hacer las cosas públicas, porque está el cariño de la gente”.

Ahí es cuando contó que decidieron ir al living de Susana Giménez a contar su historia. Pero todo eso se le volvería en contra y, como contó días atrás, “recibí críticas y me sentí boicoteada, se me vino su familia, sus amigos (de Leo) y se me vino a la mente: ‘Le estoy caga… la vida'”.

Al parecer eso afectó a Lizy que vivió una especia de sincericidio en cámara cuando hacía el pase con “Morfi”, mientras su pareja se enteraba por televisión que la relación estaba terminada: “Ahí es cuando sin querer me quiebro y digo que no aguanto más, que me angustia. Leo no estaba ni enterado, me vio por televisión”.

En ese momento ingreso Leo y fue cuando se abrazaron y besaron mientras él confesaba: “Yo lo vi en la tele, no podía hacer nada, aguanté a esperar a que llegaras, mientras los medios me estaban llamando y yo no sabía nada”.

Y explicó que al terminar el programa se encontraron en la casa de Lizy: “Te brindé mi atención, dije que no me afectaban los comentarios, eso te hizo ver las cosas de otra manera. Te dije ‘vamos de la mano, no me molesta’, no me importó nada, me gustaste desde que te vi y el amor nos hizo avanzar”.

“Solo el tiempo pude decir, no podemos por las dudas no darnos la posibilidad de ser felices. Dimos un gran paso para que la gente se sintiera reflejada. Vivimos momentos muy lindos, por eso dije ‘si él quiere, vamos a darle para adelante hasta donde llegue'”, cerró Lizy.




Comentarios