Mientras aún varios uniformados sofocaban incendios, se llevó adelante una caravana por las calles de Concordia.

Se trataba de vecinos que, de forma espontánea y ayudados por las redes sociales, se convocaron para reconocer el trabajo del cuerpo activo de Bomberos Voluntarios.

La acción tuvo su epicentro en el mismo cuartel, donde se formalizaron las donaciones de alimentos, frutas y sobre todo de agua mineral. “Desde hace varias semanas que estamos tratando de dar el 100% aunque estamos muy cansados tanto física como emocionalmente”, expresó una agradecida integrante del cuerpo.

En ese contexto, destacó que “doy fe que mis compañeros - tanto mujeres como varones - están dando todo”.