“Resolverá un gran problema de abastecimiento eléctrico en el sur del país” , dijo el secretario de Energía de la Nación Darío Martínez, al poner en marcha una obra “ahorrará multimillonarios sobrecostos que pueden alcanzar los US$ 300 millones anuales” .

Un temporal dañó la líneas el año pasado.

Se trata de los trabajos que restaurarán operativamente la línea de transmisión que va desde Futaleufú hasta Puerto Madryn, en Chubut, que alimenta desde esa central hidroeléctrica a la planta de fabricación de aluminio de Aluar. La obra “recuperará la capacidad de transporte, brindará estabilidad en la provisión del servicio a gran parte de la Patagonia, e incrementará la capacidad de generación disponible”, resaltó un comunicado.

Martínez afirmó al respecto que de este modo “se ahorrarán cientos de millones de dólares al Tesoro Nacional, y se garantizará energía barata a ese gran complejo Industrial”.A mediados de julio del año pasado una tormenta de fuerza inusitada derribó 50 torres de la línea de 330 Kv, que transporta la energía eléctrica desde la central de Futaleufú y que básicamente alimenta a Aluar.

El funcionario brindó detalles de la obra.

Al quedar inutilizada esta línea hubo que reemplazar la energía hidroeléctrica barata por otra proveniente de centrales térmicas, que utilizan combustibles líquidos mucho más costosos, se explicó. Martínez precisó que la inversión en la obra, de aproximadamente US$ 15 millones permitirá “ahorrar hasta 20 veces lo invertido”, mientras la empresa transportista (Transpa) devolverá el costo final sin afectar su normal funcionamiento. El secretario firmó ayer la resolución 99/2021, mediante la cual instruye a Cammesa (la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico) a financiar los trabajos para reparar la línea de transmisión “afectada gravemente e inoperable”, con control sobre el costo y la ejecución por parte de la Secretaria de Energía.