El sector del Transporte vive momentos dificiles debido a que el Gobierno Nacional le quitó para este año el subsidio y eso agravó la situación, que ya estaba complicada por la crisis económica del país, que hizo que el precio de algunos insumos se dispare. En ese contexto, las empresas de la provincia afrontan un nuevo in conveniente, debido a que los choferes anunciaron para este viernes un paro de 24 horas.

El origen de la medida de fuerza es el reclamo por el retraso en el pago de haberes. Ya la Unión Tranviarios Automotor (UTA) le envió una nota al director de Inspección Laboral, Ismael Zalazar comunicando el paro.

"Si las empresas no dan cumplimiento al pago de los haberes a todos los trabajadores, esta organización gremial seguirá con su plan de lucha intensificando los días de paro, extendiendo la próxima semana una medida de fuerza por 48 horas", reza parte del comunicado, en el que deja en claro que se irá endureciendo la postura.

El jueves a la tarde será el punto límite hasta que esperarán los choferes para cobrar el sueldo del mes de marzo, así lo informó Jorge Luque, secretario adjunto de la UTA, indicó El Esquiú.