China anunció la prohibición temporal de captura de calamares en algunas partes del Pacífico y del Atlántico, luego de la reacción internacional contra su gigantesca flota de ultramar, acusada de sobreexplotar y dañar los ecosistemas marinos.

“Una prohibición de la pesca del calamar —incluso como esta que es temporal— por parte de China es fundamental para la salud del océano, dado el gran tamaño de las capturas”, dijo Zhang Jihong, un biólogo marino del Instituto de Investigación Pesquera del Mar Amarillo de China.

Varias agencias han indicado que, los buques chinos suspenderán sus operaciones en las principales zonas de desove del calamar en el Atlántico suroccidental, cerca de Argentina, desde el jueves 1 de julio hasta el 30 de septiembre, y en partes del Pacífico desde septiembre hasta noviembre.

Pesca en Malvinas - Calamar Illex Argentinus. Esta especie también es muy explotada en las aguas del Atlantico Sur.

Las poblaciones del calamar de aleta corta argentina fueron bajas en los últimos años. El promedio de capturas de los buques chinos en el Atlántico suroccidental fue de sólo 50 toneladas en el último ciclo, en comparación con hasta las 2.000 toneladas que fueron atrapadas anteriormente en promedio desde que arrancaron más fuertemente las capturas, según la asociación de pesca de calamar de China.

“China es el mayor consumidor de calamar del mundo y la captura que se está agotando ha dejado a los responsables preocupados”, dijo Zhou Wei, un conservacionista del ecosistema marino en Greenpeace China.

Esperemos que la temporalidad de la medida se haga más permanente en el tiempo.