Rutini Wines

La innovación permanente -ligada a la elaboración de los vinos de alta calidad- es la clave de un trabajo en que intervienen la naturaleza, la sabiduría y conocimientos del hombre y la tecnología más avanzada.

Bodegas Rutini

Bajo estos parámetros, en una amplia zona del distrito vitivinícola de Tupungato (Alto Valle de Uco), privilegiada por un terruño de cualidades excepcionales, se halla operativa la flamante Bodega Rutini Wines.

Allí, la experiencia y "know how" de ingenieros agrónomos y enólogos, sumados a instalaciones y equipamiento de última generación (molienda por gravedad, cinta de selección de racimos y granos, prensas neumática e hidráulica, despalilladoras, capacidad total de bodega de 6 millones de litros, 5 mil barricas de roble, champagnera con capacidad de producción para 500 mil botellas, línea de fraccionamiento, entre otros equipos técnicos de primer rango) permiten la producción de vinos tranquilos y espumantes de las afamadas líneas de producto Trumpeter, Rutini, Apartado, Antología y Felipe Rutini.

Bodegas Salentein

En sus viñedos situados en el Valle de Uco en el corazón de la provincia de Mendoza, Bodegas Salentein ha comenzado a transformar la vitivinicultura de la Argentina.

Bodegas Salentein

Salentein se encuentra en Mendoza, una provincia argentina que es sinónimo de vino. La tierra en esta región es franco arenosa, y el clima seco, con días muy calurosos y noches muy frescas. La presencia de más de 900 bodegas y 145 mil hectáreas de viñedos explican por qué esta zona es el área vitivinícola más importante del país. Sin embargo, esta tierra todavía tiene mucho por decir. Así lo cree Bodegas Salentein, y obra en consecuencia, difundiendo a nivel internacional el surgimiento de bodegas de primera línea en la Argentina.

Una nueva visión de la calidad -con plantaciones de varietales clásicos, preservación de vides antiguas, re aplicación de técnicas artesanales europeas y la utilización de tecnología de avanzada- da como resultado vinos de nivel internacional.

Bodegas Escorihuela

Fue fundada en 1884 por Don Miguel Escorihuela Gascón, es una de las bodegas más antiguas y tradicionales de Mendoza. Ubicada a sólo tres kilómetros de la ciudad, en el distrito de Godoy Cruz, es un lugar de visita obligada para turistas y amantes del vino.

Bodegas Escorihuela

En 1910, y celebrando el 1er Centenario de la Revolución de Mayo, Don Miguel encargó a Francia un tonel de 63.000 litros, íntegramente tallado en roble Nancy, cuya imagen central representa a Dionisio y su corte. La espectacular obra fue realizada por el escultor francés Vallin y es considerada una de las más importantes reliquias de la historia vinícola Argentina.

En 1992 un importante grupo de accionistas liderado por Nicolás Catena Zapata adquiere la empresa introduciendo cambios tecnológicos, pero respetando y cuidando la arquitectura y tradición.

En el corazón de Escorihuela se encuentra 1884 Restaurante del prestigioso chef internacional Francis Mallmann. En un entorno cálido y de cuidado refinamiento, 1884 cuenta con la carta de vinos más importantes del país.

Bodegas Zuccardi

En 1963 el Ing. Alberto Zuccardi adquirió en Maipú, una parcela de tierra inculta para experimentar con un sistema de riego ideado por él en base a un método empleado en California. Su pasión por la viticultura lo lleva a ampliar los cultivos y comenzar la construcción de la bodega en 1968.

Bodegas Zuccardi

Desde el comienzo la innovación caracterizó a Familia Zuccardi, no sólo por el novedoso sistema de riego sino porque también se desarrolló el parral de conducción Zuccardi y el sistema de cosecha Zuccardi, generando una gran revolución en la vitivinicultura local.

Actualmente Familia Zuccardi cultiva más de 650 hectáreas de viñedos en las localidades mendocinas de Maipú, Santa Rosa y Vistaflores, donde el 30% de los viñedos están certificados como orgánicos.

Familia Zuccardi es la única empresa de su tipo en Argentina que posee una bodega experimental en la que se desarrollan 35 nuevas variedades de vinos. La permanente introducción de variedades de uva no tradicionales en Argentina, demuestra el compromiso con la innovación y la calidad. Pionera en desarrollar vinos varietales con cepajes como Tempranillo, Bonarda, Viognier, Caladoc y Sangiovese Familia Zuccardi, también desarrolló el primer tardío de Argentina, el Santa Julia Tardío, y el primer Malamado (vino fortificado en base a Malbec).