Podrán atender al público solo para fines específicos combinando visitas presenciales y remotas.


El sector inmobiliario espera con expectativa la reapertura a partir del próximo jueves de los locales de atención al público en la Ciudad de Buenos Aires, que permitirá retomar la actividad bajo un protocolo sanitario establecido por las autoridades.

Estamos muy expectantes de cómo va a evolucionar el jueves la apertura en Capital Federal que es un gran actor en lo que concierne al sector inmobiliario junto con el AMBA, zona Norte, Sur y Oeste”, dijo a Télam el presidente de la Cámara Inmobiliaria Argentina, Alejandro Bennazar.

Bennazar aseguró que tienen “muchas expectativas de cómo va a evolucionar, ojalá que no volvamos para atrás, para hacer la revalorización del mercado nacional y volver a generar las herramientas para que evolucione el mercado y se puedan recuperar las ventas, esto va a costar pero vamos a ir a eso”.

Señaló que “a partir del jueves tendría un horario en principio contemplado de acuerdo al protocolo que ahora surja” y agregó que “es gran protagonista la mudanza, tenemos mucha expectativa y esto nos quita mucha incertidumbre o intranquilidad sobre si vamos a volver o no a trabajar, esto es muy importante”.

Las inmobiliarias porteñas están expectantes por la apertura de oficinas a partir del jueves. (EFE)

“Nos tocaron dos etapas, la primera fue la incógnita, la cuarentena, algo novedoso para el mercado inmobiliario argentino porque paralizó casi todas las actividades y la segunda es una cuarentena administrada, con posibilidades de volver a nuestras oficinas, a hacer trabajo administrativo, cerrar contratos, poner en orden parte de nuestro sistema“, detalló.

A raíz de esta cuarentena nos transformamos prácticamente en inmobiliarias digitales, herramientas de modernización, gestor documental, firmas electrónicas; creo que vamos a lograr un aprendizaje de todo esto”, analizó Bennazar.

“Hay un antes y un después, teníamos una incógnita que nos daba intranquilidad y hoy tenemos pequeñas alegrías. Vamos a demostrar que podemos llevar adelante el protocolo a rajatabla para cuidar y cuidarnos”, afirmó.

Las inmobiliarias porteñas podrán atender al público desde el jueves combinando visitas presenciales y remotas y solo para fines específicos como pago y cobro de alquileres, entrega de llaves para nuevas locaciones y acciones que encuadren esenciales para la concreción de una operación de compra y venta.

Se permitirá el ingreso de personas conforme el espacio físico que dispongan para conservar la distancia adecuada, y deberá haber a disposición del cliente alcohol en gel y un baño respectivo para el lavado de manos cuando se requiera.




Comentarios