Lo confirmó Gabriel Fuks, secretario de Articulación Federal de la Seguridad, tras un encuentro con las comunidades mapuches.


El secretario de Articulación Federal de la Seguridad, Gabriel Fuks, reconoció que “se ha establecido una mecánica de negociación” con las comunidades mapuches, luego de una reunión que mantuvieron funcionarios nacionales en la lof Lafken Winkul Mapu de Villa Mascardi.

Buscan intentar destrabar el conflicto por las tierras que lleva más de tres años en la localidad rionegrina.

“Hace cuatro meses empezamos a delinear un mecanismo de aproximación al tema del conflicto mapuche que tiene varias patas, pero el principal es en la Lof Lafken Winkul Mapu de Villa Mascardi en Río Negro”, dijo el funcionario del Ministerio de Seguridad de la Nación en diálogo con Télam.

Allí, recordó, “el gobierno anterior intentó resolver el conflicto entrando a sangre y fuego y hubo muertes como la de Rafael Nahuel” y remarcó que “pese a todo el uso de la fuerza que se hizo nunca se logró la resolución del problema que tiene más de tres años”.

“Nosotros intentamos un abordaje distinto, generando una instancia de diálogo para bajar los niveles de violencia y atender los problemas históricos que tienen que ver con la tierra, y el rol de las comunidades”, aseveró.

Secretario de Articulación Federal de la Seguridad, Gabriel Fuks (web).

El funcionario sostuvo que “hay una ley nacional que establece que debe hacerse un reconocimiento y relevamiento de las tierras mapuches y nunca se ha hecho: es la intención del gobierno de avanzar este año con esto, pero la pandemia lo ha impedido”.

Es por eso que “lo que se ha establecido es una mecánica de negociación, y por primera vez en muchos años, el viernes fuimos donde está la comunidad y escuchamos sus planteos”.

Fuks agregó que “desde la muerte de Rafael Nahuel es la primera vez que el Estado va al terreno, a ver en qué situación está la denuncia por usurpación, y también cuáles son las aspiraciones de la comunidad”.

Conflicto por tierras en Villa Mascardi (web).

Además, el funcionario indicó que están “estudiando el documento que entregó” la comunidad y vamos a responder en unos 30 a 60 días”, en relación a los varios puntos que reclama la comunidad, “algunos conversables, y otros más complejos”, según dijo.

“El objetivo es bajar los niveles de tensión y violencia que hay en muchos aspectos, porque la violencia no la genera una sola parte: el Estado es responsable porque la violencia mató a un joven, pero hoy también escuchaba por radio a un vecino decir que los pobladores se están armando para repeler agresión, por fuera de la ley”, agregó.

“Nuestro camino es sin derramamiento de sangre, que no haya represión y si alguien tiene otras opciones nosotros estamos dispuestos a escucharlos”, dijo Fuks, y pidió a la gobernadora de Río Negro, Arabela Carreras, que “si tiene otras opciones las comparta”, luego de haber “escuchado hoy sus declaraciones cuestionando el accionar”.


En esta nota:

Politica Mapuches


Comentarios