Este viernes por la noche fueron aprehendidos tres pasajeros adolescentes que se movilizaban en un taxi, uno de ellos armado, en la intersección de 1.810 y Thompson.

Fuentes oficiales indicaron que se trata de dos menores de 16 y uno de 17 años, quienes cerca de la 23 hs viajaban en un vehículo de alquiler. Según fuentes policiales, los efectivos interceptaron el rodado, alertados por el conductor que les hacía seña de luces.

Al realizar un palpado preventivo de los adolescentes, hallaron en uno de ellos un revólver calibre 32 que estaba “apto para el disparo”, con tres municiones.

Los uniformados lograron establecer que los pasajeros antes habían abordado otro taxi y no pagaron el viaje.

Tomó intervención la UFIJ del Fuero Penal Juvenil.