Luego del escándalo del vacunatorio vip, que derivó en la salida de Ginés González García del Ministerio de Salud hace una semana, el presidente Alberto Fernández ahora busca dar por cerrado el tema, para disminuir “errores programáticos” del plan de vacunación contra el Covid-19 en el país.

El Gobierno aprobó la compra de 20 millones de carnets para certificar quiénes se inmunizaron contra el coronavirus. La medida fue anunciada esta semana, a través de la Resolución 7/2021, publicada el lunes pasado en el Boletín Oficial. La ministra de Salud, Carla Vizzotti, autorizó la compra.

Pero la provincia de Buenos Aires, la jurisdicción con la mayor población del país y el territorio del gobernador Axel Kiciloff, no los va a usar. “Provincia no necesita. Será para la vacunación que haga Nación, o para distritos que tengan sistemas arcaicos”, señalaron a Clarín desde el Ministerio de Salud bonaerense, donde, aseguran, tienen “el sistema de vacunación más avanzado del país”.

La provincia de Buenos Aires asegura que tiene “el sistema de vacunación más avanzado del país”.Gobierno de la Provincia de Buenos Aires

Desde el primer día de vacunación, a fines de diciembre, la Provincia entrega un carnet con un código QR a través del cual la persona inoculada puede “ver su historia y recibir información”. Es una hoja con la leyenda Vacunate PBA y, como mostró el propio Kiciloff, también contiene un carnet celeste, como una tarjeta.

Por su parte, la Ciudad de Buenos Aires, como confirmaron a Clarín fuentes relacionadas al Gobierno porteño, implementará los carnets. “Por orden de Nación, es para todos”, aseguraron. Al igual que en Provincia, también Capital Federal entrega una constancia donde figura qué dosis recibieron los vacunados, cuándo, dónde y de qué marca.

El Gobierno aprobó la compra de 20 millones de carnets para certificar quiénes se inmunizaron contra el coronavirus.

Si bien fue publicada el lunes en el Boletín Oficial, la resolución 7/2021 tiene fecha del viernes, el día que se conoció el vacunatorio vip. Se trató de una de las últimas resoluciones de Vizzotti como secretaria de Acceso a la Salud. El costo total por la compra de los carnets, según lo informado, es de $ 30.940.000.

Apruébese la contratación de carnets destinados a certificar la vacunación y que se ha completado el esquema adecuado, facilitando el registro de las personas vacunadas, así como también el Pliego de Bases y Condiciones Particulares que como Anexo PLIEG-2021- 01940212-APN-DCYC#MS forma parte integrante de la presente medida”, marca el artículo primero de la resolución.

Si bien fue publicada el lunes en el Boletín Oficial, la resolución 7/2021 tiene fecha del viernes, el día que se conoció el vacunatorio vip.

Según el modelo de carnet que figura en el Anexo II, las cartulinas blancas de 22x15 centímetros que se imprimirán y darán forma a este documento no cuentan con numeración específica que evite su alteración o réplica ni un código QR.

Solo hay información general sobre qué hacer ante la presencia de síntomas y los siguientes campos a completar “a mano”: datos personales del vacunado, el motivo de indicación de la vacunación, la marca, las dosis recibidas, el número de lote, la fecha de vacunación y de la próxima dosis, y el lugar del vacunatorio. La resolución no hace mención a la obligatoriedad de un sello.

Hay dos firmas que se quedaron con la licitación: Javier Hernán Pérez Romero, para 2 millones de carnets, por $ 3.040.000; y 18 millones de carnets adjudicados a Gráfica Latina, a cambio de $ 27.900.000. La primera entrega de carnets, el 25% del total, debe realizarse al Estado dentro de los próximos 10 días.