España revisó los requisitos sanitarios de entrada en el país y anunció que admitirá a los viajeros que tengan los certificados de vacunación y de recuperación de la Unión Europea (UE) y países del Espacio Económico Europeo (EEE), y se abrirá también a los turistas vacunados de otros países.

//Mirá también: Sir Chandler analizó cómo la pandemia afecta al turismo: “La gente le tiene miedo a un avión y no al supermercado”

En cuanto a los argentinos, quienes estén vacunados con la Sputnik V seguirán sin ser admitidos ya que ese fármaco todavía no fue autorizado por la Agencia Europea de Medicamentos (EMA, por sus siglas en inglés) ni por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Es por ello que España aclara que sólo admiten a los que estén inoculados con alguna de las vacunas aprobadas, como la de AstraZeneca y las de los laboratorios chinos Sinopharm y Sinovac.

La normativa, que entró en vigor este lunes 7 de junio, tiene como novedad la admisión de las pruebas de antígenos rápidas aprobadas por la Unión Europea (UE) como certificado diagnóstico, junto con las PCR, hasta ahora las únicas aceptadas, y que son mucho más caras.

También se aceptan como válidos los certificados con resultado negativo expedidos en las 48 horas anteriores a la llegada a España, y respecto a los certificados de recuperación, la validez finalizará a los 180 días de la toma de la muestra.

Aeropuerto de Barajas, España(DPA)

Cualquiera de esos certificados deberá estar redactado en español, inglés, francés o alemán y, si no es posible obtener el original en alguno de estos idiomas, el documento acreditativo deberá ir acompañado de una traducción al español realizada por un organismo oficial.

Si se procede de zonas de la UE/EEE no incluidas en el listado de países de riesgo del Ministerio español de Sanidad, no hará falta presentar ninguna prueba diagnóstica ni certificado de vacunación o inmunidad.

//Mirá también: El Club de París podría “perdonar” el próximo vencimiento de la deuda argentina a cambio de algunas condiciones

Igualmente, si se viaja a España por turismo desde un país que no pertenece a la UE ni al EEE pero está incluido en la lista de territorios con baja incidencia, excluidos de la zona de riesgo, se podrá entrar sin necesidad de prueba diagnóstica ni certificado de vacunación ni inmunidad.

Cuando se acercan los meses de julio y agosto, España se prepara para reactivar el turismo, uno de los principales motores de su economía, después de un año desastroso debido a la pandemia de coronavirus.

Con información de EFE