La ministra de Salud, Carla Vizzotti, dijo este miércoles que en las próximas semanas no bajará la tensión en el sistema de salud, aunque al mismo tiempo afirmó que “la buena noticia” es que se detuvo el crecimiento exponencial de casos de coronavirus.

//Mirá también: Llegó a Moscú el vuelo de Aerolíneas que traerá más dosis de Sputnik-V, aunque no se sabe cuántas

“La buena noticia es que se han detenido ese crecimiento exponencial y que ha mostrado una tendencia a la disminución que todavía es poca y lenta. Vamos a seguir teniendo tensión en el sistema de salud por unas semanas”, dijo la ministra en diálogo con el canal de noticias TN.

Además, agregó que los contagios superaron el pico de la primera ola y puntualizó que “eso es acompañado por el aumento de la ocupación de las terapias intensivas y la cantidad de fallecidos”.

La ministra de Salud, Carla Vizzottitelam | 0

“Ahra nuestro sistema de salud es más robusto y nuestro equipo de salud está vacunado en un porcentaje muy alto. Las dificultades son que ese equipo de salud está muy cansado, que tenemos nuevas variantes más transmisibles y al tener un porcentaje importante de personas mayores de 60 años vacunadas, estamos viendo edades menores en las camas de terapia intensiva”, dijo la funcionaria.

//Mirá también: Provincia prioriza vacunar a más gente con la primera dosis y posterga la aplicación de la segunda

Por eso indicó que es necesario bajar el número de casos “para disminuir la ocupación de las camas y las muertes”. Vizzotti señaló que “la letalidad está bajando sobre todo en edades mayores” y que el número de fallecidos es similar a la del año pasado “con un número de casos muy importantes, en algunos momentos de casi el doble”.

“Por lo tanto la mortalidad ha descendido, en parte porque hemos aumentado los testeos y en parte por la vacunación y el entrenamiento del personal de salud”, indicó. La ministra advirtió que la meseta de casos “es muy alta” y advirtió que si se produce “un aumento partiendo de este piso puede ser un problema”.