En medio de la tormenta verde, se dejan oír rumores de cambios en la administración del presidente Mauricio Macri. A fin de contener el dólar y amortiguar el impacto de la escalada de la moneda en la economía argentina, el Gobierno decidió realizar cambios en la estructura de la administración y definirá la fusión de algunos ministerios, una herramienta que ya había sido considerada en el pasado.

El primero de los ministerios en disolverse es el Ministerio de Agroindustria que tiene buenas chances de ser absorbido por Hacienda, si se concretan los cambios en carpeta. Asimismo, el ministro responsable de esa cartera, Luis Etchevehere, sería una de las primeras bajas.

Otro ministerio en la mira es el de Energía y se estima que la Cartera de Educación absorba también a las de Ciencia y Tecnología, generando un ahorro de US$ 8 millones. Sin embargo, algunos funcionarios sostienen que en este momento no es la prioridad para el Gobierno y que están concentrados en estabilizar el precio de dólar y reducir el déficit.

A su vez, se cuestiona la continuidad de los vicejefes Mario Quintana y Gustavo Lopetegui. No obstante, los rumores que claman desesperados el desplazamiento del ministro de Hacienda Nicolás Dujovne y del jefe de Gabinete Marcos Peña fueron acallados. Siguen firmes en sus funciones, al menos por ahora.