"La desigualdad social, la pandemia de coronavirus y la difícil realidad económica no justifica la insubordinación", aseguraron.


El consejo directivo de la CGT condenó este miércoles “el exceso del legítimo reclamo” de los policías bonaerenses y afirmó que “la defensa de los derechos laborales de los integrantes de esa fuerza se transformó con el paso de las horas en una real amenaza para el normal funcionamiento del Estado”.

La CGT que colideran Héctor Daer y Carlos Acuña sostuvo en un comunicado de prensa que “la visibilización del descontento policial quedó expuesta en las primeras horas del conflicto y, todas las acciones posteriores, constituyen un exceso que atenta contra el normal funcionamiento de las instituciones”.

Los integrantes del consejo directivo cegetista reclamaron que “la policía de la provincia de Buenos Aires respete el orden jerárquico y se subordine a los mandos institucionales”, y señalaron que “la desigualdad social, la pandemia de coronavirus y la difícil realidad económica no justifica la insubordinación”.

El diálogo orgánico y jerárquico es el camino para devolver la tranquilidad a todos los ciudadanos de la provincia, por lo que la CGT acompaña al gobernador Axel Kicillof y apoya su gestión en estos críticos momentos”, concluyó la central obrera.

Los reclamos salariales y las protestas de las fuerzas policiales se iniciaron a las 23 del lunes último frente al domicilio del gobernador bonaerense, donde se escucharon cánticos insultantes, fuegos artificiales y bocinazos de patrulleros.

Numerosas organizaciones sindicales se solidarizaron con Kicillof, como los municipales, ambas CTA, la Asociación Bancaria (AB) y los estatales (ATE) y repudiaron lo que consideraron “una maniobra política contra las instituciones”.

Por la corresponsalía de Buenos Aires.


En esta nota:

CGT Politica


Comentarios