Asimismo, dispuso horarios especiales en servicios para evitar el contagio del COVID-19.


El presidente Alberto Fernández anunció que el Gobierno dispuso el “licenciamiento” de todas las personas mayores de 60 años para que “se queden en sus casas, tranquilas y disfruten” de sus hogares, lejos de la posibilidad de contagio de coronavirus.

La medida contempla “tanto al sector público como al privado”, según indicaron fuentes del Gobierno a Clarín. También, incluye a embarazadas y a personas con factores de riesgo.

Sobre la implementación de la licencia para personas mayores, el presidente pidió “paciencia” para esperar hasta este lunes, que es cuando se conocerán los detalles de las medidas. 

“En caso de que la tarea resulte esencial, vamos a instrumentar medidas para reducir el riesgo”, precisaron las fuentes antes citadas.

Asimismo, indicó que se les asignarán “horarios de atención específicos en lugares como bancos y centros de salud, porque tienen que seguir haciendo sus vidas, para que no tengan esperas ni tengan que vivir momentos de aglomeración de gente”.

Fernández indicó que la franja etaria de 60 en adelante es la que se considera “de mayor riesgo” de coronavirus.




Comentarios