En otras ocasiones ya había enviado rosarios bendecidos para acusados en diversas causas.


El Papa Francisco decidió mandar rosarios bendecidos a más de 50 militares detenidos por causas de lesa humanidad en la Argentina, volvió a opinar sobre las prisiones preventivas extendidas y llamó a seguir trabajando “para que se viva en la Justicia” luego de una reunión con el obispo Santiago Olivera.

El Sumo Pontífice entregó los rosarios al obispo castrense para que se los lleve a exintegrantes Fuerzas Armadas que están en prisión por delitos realizados durante la última dictadura militar.

Algunos me reclamaban por qué a Milagros Sala sí y a ellos no y el Papa no solo me bendijo y entregó más de cincuenta rosarios para que sean enviados a los militares que están presos en la cárcel de Campo de Mayo, de Ezeiza o están en sus casas detenidos, para que sigan rezando, sino también grabó un audio para todos los miembros de mi diócesis”, explicó Olivera en diálogo con La Nación.

(Foto:EFE/EPA/Riccardo Antimiani)

La idea habría surgido durante una conversación sobre la situación de detenidos en prisión preventiva, es decir, quienes no han pasado por el proceso judicial correspondiente. “El Papa se interesó sobre el caso de quienes están presos, los que sin condena están en prisión preventiva”, explicó el obispo.

En otras ocasiones el Papa había enviado rosarios bendecidos a presos sin condena efectiva, como lo hizo con Milagro Sala, Amado Boudou y Patricio Fontanet.




Comentarios