Fue Mette Frederiksen quien en medio de tanta seriedad, el rescate de cuatro elefantes y un camello provocó la risa de todos los legisladores.


En la tarde del jueves, se dio a conocer que en Dinamarca, en plena sesión del Congreso, Mette Frederiksen, la primera ministra se tentó en el medio del discurso y provocó que todos los colegas que estaba escuchándola, se rieran con ella. Todo se debió a la historia del rescate que hizo el Gobierno a cuatro elefantes y a un camello de un circo local.

El hecho sucedió el 3 de octubre, cuando el parlamento completo estalló de risas al escuchar a la primera ministra reírse sobre una insólita historia: el Gobierno compró cuatro elefantes y también adquirieron a un camello Alí.

El comportamiento que llamó la atención de todos, se debió a que compraron cuatro elefantes y tuvieron que adquirir también un camello, porque sostienen que existe una estrecha amistad con uno de los animales.

“Recibimos información importante de que sería incorrecto separar a Ramboline y Ali”, explicó Mette Frederiksen en la tribuna al momento donde empezó a temblar su voz y provocar la risa de todos. “Es por eso que en realidad tenemos a Ali”.

En este marco, fue que todo el ambiente de seriedad pasó a ser un chiste para todos, al enterarse la cómica noticia. No obstante contaron también que el rescate se dio a cientos de animales exóticos de los circos locales.




Comentarios