El gobernador habló sobre la decisión de suspender la cláusula gatillo del mes de diciembre, aunque aseguró que se trata de una medida momentánea.


Luego de las medidas económicas adoptadas por la provincia y las repercusiones que tuvo en diferentes sectores, sobre todo a partir de la suspensión de la clausula gatillo correspondiente al mes de diciembre, el gobernador Juan Manzur habló sobre la decisión adoptada.

“Nosotros, en los últimos tres años, vinimos actualizando los haberes de los trabajadores a partir de la inflación. Sólo prorrogamos el último tramo de estos dos meses porque la provincia no tiene más recursos para hacer frente a este incremento. Esto será momentáneo hasta acordar con Nación cuáles serán los nuevos presupuestos y los recursos, para tener un poco más claro cuál será el próximo escenario económico”, así lo manifestó ante la prensa.

Además aseguró que se mantendrá el diálogo con los representantes gremiales para analizar la situación en beneficio de los tucumanos: “Vamos a mostrar cuáles son los ingresos de la Provincia y sus capacidades. No tengo dudas de que trabajando juntos vamos a encontrar una salida. La Argentina está en un momento muy delicado producto de las políticas instrumentadas los últimos cuatro años. Hay que ayudar al presidente, Alberto Fernández, para que la situación vuelva a la normalidad”.

La Provincia tiene un presupuesto de $150 mil millones y este año tiene que pagar $3000 millones en deudas. “Hay que poner las cuentas en orden y no se puede gastar más de lo que ingresa. Tucumán no tiene deuda externa en moneda extranjera, con lo cual es una muy buena base para las negociaciones que vienen hacia adelante”, aseguró Manzur.




Comentarios