Durante la tarde del domingo la localidad de Malbrán, en el departamento Aguirre; se vio conmovida por la tragedia. Dos hombres, padre e hijo, murieron ahogados en un pozo de agua.

Fuentes policiales y judiciales informaron que el hecho se registró ayer cerca de las 19.30, cuando Daniel Díaz, un hombre de 62 años, estaba trabajando junto a un pozo molinero de agua y accidentalmente se habría caído en él.

Dada la profundidad, el hombre no podía salir y su esposa, que advirtió la situación, corrió hacia la vivienda y alertó a uno de sus hijos. Sebastián, de 30 años, sin dudarlo se arrojó también al pozo para tratar de salvar a su padre.

Desafortunadamente, ninguno de los dos hombres habría logrado sobrevivir y terminaron ahogándose en el lugar.

El hecho fue informado a la comisaría y acudieron efectivos de la dependencia policial de Malbrán, Criminalística de Pinto, Bomberos Voluntarios, quienes rescataron los cuerpos y la División Bomberos de la Policía de la provincia para proceder al traslado de los cadáveres.

La fiscal de turno, Dra. Andrea Darwich, ordenó que sean examinados por los forenses y que Criminalística remita los resultados de las pericias realizadas en la escena y los testimonios.