Se recibieron casi 5 mil llamados desde el viernes, muchos de ellos para denunciar violaciones de cuarentenas. Para este último fin, dispusieron un segundo número telefónico.


La línea telefónica gratuita que la Provincia había habilitado para consultas ante sintomatología vinculada al coronavirus colapsó, al recibir casi 5 mil llamados en los pocos días que tiene en vigencia. Como muchas de las comunicaciones eran para denunciar subas abusivas de precio en productos de higiene como jabón y alcohol en gel, y sobre todo violación de cuarentenas de personas con antecedentes de viajes al exterior, se pondrá en marcha otra línea.

El viernes había empezado a funcionar el 08005556549 que funciona las 24 horas de todo el día, pensado inicialmente para la atención de aquellas personas que haya venido de un país de circulación de virus, o que hayan estado en contacto con alguien diagnosticado como portador del Covid-19.

Del otro lado del teléfono hay diez operadores que trabajan en cuatro turnos de seis horas, con un descanso de 1 hora y 20, más una pausa de diez minutos debido a la gran demanda. Al terminar el turno, los reemplazan otros diez, por lo que en total hay 40, más otros 20 que los cubren durante sus descansos. A ellos se suman tres médicos y un infectólogo.

Como no dan abasto, la mitad de las llamadas terminan siendo perdidas. Más allá de la falta de personal, el gran problema es que la gente usa esa línea para hacer denuncias sobre allegados o vecinos que violaron cuarentena, o denunciar suba de precios de alcohol en gel, por ejemplo. Es por eso que en la conferencia de prensa que el gobernador, Omar Perotti, y el ministro de Salud, Carlos Parola, brindaron en la tarde del martes, se anunció la habilitación de una segunda línea para esos casos. La misma es: 08005556768 y estará habilitada desde el mediodía del miércoles.

“Allí se podrán realizar las denuncias correspondientes por irregularidades en el cumplimiento de lo dispuesto contra el coronavirus. La primera línea es solo para consultas por sintomatología”, manifestó el mandatario, que anunció una licencia especial para padres que trabajen en el Estado y tengan chicos en edad escolar. “Uno de los dos se podrá quedar en la casa a cuidarlos”, sostuvo, al tiempo que aclaró que la licencia para los mayores de 60 años no rige en el personal médico porque “presta un servicio considerado esencial”.

A la fecha, se contabilizan 47 casos notificados en la provincia, solo uno confirmado (el de Rosario), 25 descartados y 21 sospechosos. Respecto a estos últimos, 12 son de Rosario, seis de Santa Fe capital, uno de Recreo, uno de Venado Tuerto y otro de Rafaela.

“Planteamos el cierre de toda instancia masiva, de shoppings, bingos, casinos. Hay que dejar resguardados los lugares de abastecimiento, estableciendo horarios o personas por turno, y las farmacia”, planteó el gobernador al tiempo que agregó que Santa Fe cuenta con 1800 camas de unidades críticas para enfrentar la pandemia, pero se está buscando incrementar el número.




Comentarios