Delincuentes irrumpieron en una panadería, maniataron a la propietaria y le robaron la recaudación.

El atraco ocurrió en un local en Olascoaga al 1050 de San Rafael el lunes al mediodía.

Según contó la víctima de 44 años a la policía, la pareja ingreso al local y simularon ser clientes que iban a buscar una torta.

Durante la amena charla, uno de los asaltantes sacó algo que parecía un arma, no estaba muy segura la mujer de lo que vio, y la amenazaron.

Acto seguido, la ataron de pies y manos y la metieron en una habitación de la casa contigua. Luego sin mayores inconvenientes tomaron el dinero que había en la caja registradora y escaparon.

La dueña de la panadería logró zafarse de las ataduras y fue ahí cuando llamó a la policía.

En cuanto a los delincuentes, la mujer no pudo dar demasiados detalles ya que ambos ingresaron con barbijos y también unos gorros.

La causa por robo agravado ingresó en la Comisaría octava de San Rafael.