Durante la mañana del lunes, unos 200 trabajadores luego de que fueron suspendidos de la fábrica de electrodomésticos de línea blanca MABE, en San Luis, se manifestaron frente a las instalaciones de la empresa. Allí se enteraron que la compañía presentó un plan de crisis.

Roberto Gómez, delegado de los trabajadores, denunció que no los dejaron entrar a trabajar y que las puertas estaban cerradas. "La empresa nos suspende pero no realizó las notificaciones, por esa razón estamos acá", señaló y explicó que "MABE hizo una presentación preventiva de crisis en Buenos Aires por lo cual ni el gremio ni la empresa puede actuar con ninguna medida en tanto el Ministerio de Trabajo no lo resuelva".

Trabajadores MABE en San Luis.

La compañía que se dedica a la producción de lavarropas y heladeras arrastra problemas desde hace varios meses porque ya había suspendido al personal con anterioridad.

"Somos conscientes que el país está mal, pero los empresarios especulan. Plata tienen porque ofrecieron el retiro voluntario", concluyó el delegado a El Chorrillero.

Mirá también: Despidieron a 150 operarios de la fábrica Rheem en San Luis