La desición fue tomada por el incremento de casos en la provincia.


Este miércoles se confirmó que el aislamiento social, preventivo y obligatorio continuará por siete días más en la capital puntana, Juana Koslay, La Punta, Potrero de los Funes, El Volcán, Estancia Grande, El Trapiche, Tilisarao y Merlo.

La jornada dejó dos nuevos fallecidos por coronavirus en San Luis, y la confirmación de otros 41 casos.

El gobernador Alberto Rodríguez Saá explicó que extender la Fase 1 es una medida preventiva “para evitar más contagios”.

“Hicimos todo lo posible para no llegar a este punto, pero llegamos. Es una lucha más abierta y complicada, y necesitamos mucha solidaridad”, dijo para explicar por qué se decidió que nueve ciudades y pueblos sigan en aislamiento.

Ante la situación se recomendó a la población “el cumplimiento de las medidas sanitarias y salir lo menos posible”, como también “proteger a las personas que son grupo de riesgo”.

Rodríguez Saá y comité de crisis de coronavirus

Teniendo en cuenta esto último, el Comité de Crisis explicó que había “recomendado al gobernador que evite concurrir a Terrazas del Portezuelo” y continúe sus tareas en la modalidad de “teletrabajo”.

“Este es un momento sumamente importante donde nuestra gran intención es poder focalizar y que no siga expandiéndose el virus. Para ello necesitamos la colaboración de toda la comunidad. La responsabilidad social es muy importante”, describió la responsable de Covid-19 en San Luis, Graciela Sarmiento.

Explicó que el inicio de la cuarentena, San Luis tuvo una primera etapa con casos importados, y que luego pasó a una segunda “donde se establecieron anillos en grupos pequeños de personas que se habían enfermado, por tener contacto entre ellas”.

La tercera (que es la situación que vive actualmente la ciudad de San Luis y Tilisarao) mantiene más de un “anillo” abierto y además tiene algunos casos aislados, cuyos nexos no se pueden determinar.


En esta nota:

Salud COVID- 19


Comentarios