Se trata de Jorge Olivera que cumple la pena de prisión perpetua por crímenes de lesa humanidad en la provincia cuyana.


Este lunes se confirmó el positivo de coronavirus para un represor sanjuanino que cometió crímenes de lesa humanidad durante la última dictadura militar, en la provincia cuyana. Según publicó Diario la Provincia SJ, se trata de Jorge Olivera, que purga una pena de prisión perpetua en la Unidad 31 del Servicio Penitenciario Federal. Fue el médico de la cárcel, Ezequiel Ehmke, quien le dio los resultados del estudio. 

Fue el pasado 23 de julio que se le realizó el hisopado a Olivera y a otros diez internos del mismo pabellón que él, se trata del número VI del Sector ARAM. El represor sanjuanino estuvo en contacto estrecho con uno de los internos que era sintomático y tenía virus. Tanto el exmilitar como los otros 9 compañeros del pabellón están en aislamiento preventivo desde el 19 de julio y permanecerán así por 14 días para que no contagien al resto de la población carcelaria. 

Con Olivera también fue hisopado otro represor sanjuanino, Gustavo de Marchi, que fue sometido al estudio pero que arrojó un resultado negativo. Todos los que confirmaron estar enfermos, fueron trasladados a la Unidad 21 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y los negativos se quedaron en el pabellón a donde pertenecen. 

La noticia del positivo fue comunicada por el Tribunal Oral de Mendoza y el Tribunal Oral de San Juan donde tienen la lista con todos los contagiados. Olivera, además de la condena por perpetua, cursa otro megajuicio por más delitos cometidos durante la última dictadura militar en la provincia.

El represor se hizo más conocido en la provincia porque en el año 2013 cuando se fugó junto a otro de sus pares, con la excusa de ser atendidos en el hospital militar. Durante 4 años, la Justicia Federal los buscó hasta que pudo detenerlos y llevarlos a juicio. 




Comentarios