En plena cuarentena, un acusado de abuso sexual pidió ser excarcelado pero la Justicia le negó la libertad. Ocurrió en San Juan con un albañil que está preso por la violación de una nena de 11 años. El sujeto está detenido desde el 12 de octubre de 2019 y el tribunal de apelaciones en lo penal resolvió durante la cuarentena. El albañil de 34 años seguirá preso por el abrrante delito.

Según publicó Diario de Cuyo,  el presunto abusador le mostraba videos pornográficos y hasta llegó a violar a la pequeña que era vecina suya. Tan graves fueron los ultrajes que la víctima intentó matarse tomand pastillas. Desde la escuela de la nena dieron aviso a la madre de lo que ocurría y la mujer puso la denuncia en el Centro de Abordaje Integral de Niños y Niñas víctimas (ANIVI) y el albañil fue detenido.

Tanto la víctima como el victimario son del distrito de Pocito, ubicado al Sur de San Juan. El abogado Washington Rodríguez había pedido la liberación del acusado, argumentando que no había razones jurídicas para mantenerlo preso ya que el sujeto se mostró colaborador con la Justicia. Sin embargo, el tribunal no pensó lo mismo y lo mantendrá detenido en el Servicio Penitenciario Provincial.

Fue el camarista Maximiliano Blejman, junto a Juan Carlos Pérez y Lucía Daroni de Pontoriero los que fallaron en contra del albañil. Entre sus argumentos estuvo la gravedad de los delitos que se le imputan, que prevéen una pena mínima de 8 años de cárcel, de ser encontrado cupable.