Se registra un 37% de aumento respecto al año pasado. En el sector hay preocupación por las pocas ventas.


En medio de la pandemia que tiene en vilo al mundo, en San Juan comenzaron a palpitar Semana Santa, al menos en el rubro del pescado. Desde el sector avisaron que el filet de merluza, un clásico en esta época, viene con un aumento del 37% respecto al año pasado. También existe la preocupación en los comerciantes por los efectos económicos del coronavirus, ya que manifestaron que como consecuencia del aislamiento obligatorio se registraron caídas en las ventas.

De acuerdo al relevamiento que publicó Diario de Cuyo el kilo de merluza pasó de los 220 pesos a los 300 pesos, mientras el filet de abadejo a 340 pesos el kilo y la merluza limpia cuesta 200 pesos el kilo. Los otros precios que se pueden observar en el mercado son el cornalito a 300 pesos, las aletas de calamar a 350 pesos, el tubo de calamar a 780 pesos el kilo, los mejillones pelados a 450 pesos el kilo, los langostinos pelados a 890 pesos el kilo y el salmón rosado a 1.280 pesos el kilo.

Todavía no está definido si estos precios se mantendrán o subirán cuando inicie Semana Santa, el domingo 5 de abril. Esto dependerá de la cantidad de pesca que consigan los barcos en la zona del puerto de Mar del Plata. “Es difícil saber ahora el valor del filet de merluza, dependerá de la cantidad de mercadería que llegue”, explicó José Antonio Prividera, dueño del tradicional local de Libertador y Aberastain.

Por ahora la preocupación se centra en las ventas, que según los comerciantes cayó un 50% en estos días. Algunos creen que esta tendencia se da por la cuarentena obligatoria dispuesta por el Gobierno nacional a causa del coronavirus, ya que la gente prioriza comprar productos de primera necesidad como azúcar, harina y leche. “Las ventas se han venido abajo, venían bien pero ahora desaparecieron los compradores”, dijo Prividera. “La gente tiene otras prioridades”, agregó Kuky Herrera, otro comerciante.

En lo que todos coinciden es que mientras se mantenga el aislamiento, no hay muy buenas expectativas en el sector.




Comentarios