Durante la jornada del viernes se conoció una situación insólita en San Francisco. Un medio radial, precisamente FMR90.7, expuso la historia de un joven que estaba transitando el período de aislamiento arriba de un automóvil tras conocer que era positivo para COVID-19.

El joven llamado Ignacio, que trabaja como coordinador de turismo, se realizó el test voluntariamente luego de conocer que un compañero de trabajo era positivo. Inmediatamente después, decidió aislarse dentro de un automóvil para cuidar a su familia, sobre todo a su padre que pertenece al grupo de riesgo, ya que no tenía otro lugar donde transitar el aislamiento.

En sus redes sociales el joven publicó: "di positivo en Covid y me llamó la municipalidad solo para preguntarme si tuve contacto estrecho con alguien y le dije que no, que estoy arriba de un auto desde el lunes y me dijeron gracias que tenga un buen día".

Ignacio cumplía con el aislamiento en un automóvil

Al tomar estado público la situación, la Municipalidad decidió trasladar a Ignacio a la ciudad de Córdoba, a un hotel que la provincia contrató para estos casos, y así pueda cumplir con los diez días que le restan para completar el aislamiento. En San Francisco, sin embargo, la guardería municipal Maestro Aguirre y el Hogar de ancianos del Hospital Iturraspe fueron acondicionados para recibir a personas que no tenían un lugar donde cumplir con el aislamiento. Se desconoce porque no fueron utilizados en esta ocasión.