La detención se produjo el pasado lunes y fue imputada como presunta autora de "desobediencia a la autoridad", por no cumplir con la clausura de su local.


El pasado lunes fue detenida e imputada la propietaria de un conocido maxikiosco de la ciudad, “El Busca”. La imputación es por ser presunta autora de “desobediencia a la autoridad”, por no cumplir con la clausura del local y continuar atendiendo al público.

El local fue clausurado el sábado por incumplir con los protocolos establecidos y continuar trabajando fuera de los horarios fijados. El domingo por la mañana fueron retiradas las fajas de clausura y el local volvió a funcionar. Al percatarse de esto, los inspectores de la municipalidad volvieron a labrar un acta y a clausurar el maxikiosco, pero por la tarde de ese mismo domingo, las fajas volvieron a ser retiradas y el comercio atendía a los clientes por el portón lateral.

Por tales motivos, se clausuró nuevamente por la mañana del lunes y se dio participación a la fiscalía de turno, que determinó la detención de la propietaria, quien fue trasladada a la Alcaidía de la departamental San Justo.




Comentarios