No puede trabajar ni acceder a la jubilación, por lo que salió a vender sus dos reconocimientos para poder comer.


En la provincia crece la tensión por los reclamos policiales, pero entre ellos resalta la historia de Franco Arias, un efectivo de Embarcación que debió salir a vender por las redes las medallas con las que fue condecorado para poder subsistir.

Un policía salteño vendió sus medallas de oro para poder subsistir (Facebook UVC Canal 10)

Así lo contó en diálogo con UVC Canal 10, explicando que su primera medalla la recibió en el 2013 tras salvarle la vida a una persona que intentó suicidarse desde un puente en Tartagal. Franco logró salvarlo agarrándose de la estructura con una mano esposada y la otra sosteniendo al sujeto, pero su acto heroico le trajo graves consecuencias: un “desgarro en el brazo, en los tendones, en las manos”.

Un policía salteño vendió sus medallas de oro para poder subsistir (Facebook UVC Canal 10)

Más adelante, en el 2015, se enfrentó con un sicario colombiano en la frontera de Salvador Mazza, en un tiroteo y forcejeo que duró dos horas. Cuenta Arias que el encuentro finalizó con ambos cayendo 15 metros.

​”Me quebré todo, la clavícula, la caja torácica, me corté un tendón y no saqué carpeta médica, a los dos días ya estaba trabajando”, remarcó.

Pero esta vez el cuerpo no pudo más, y en una clínica le explicaron que no podía volver al trabajo por tener un 70 % de discapacidad. La misma junta médica que tomó esta decisión, remarcó que su estado no tiene ninguna relación con el servicio.

Un policía salteño vendió sus medallas de oro para poder subsistir (Facebook UVC Canal 10)

Desde ese momento, Franco se encuentra en un estado de limbo total, donde no puede trabajar como policía pero tampoco puede acceder a la jubilación. Explicó que cuando intentó comunicarse con superiores o información sobre su jubilación, no recibe respuestas y que “iba a ver al jefe de la policía y se iba por la puerta de atrás”.

A causa de estas circunstancias, empeoradas por la crisis desatada por la pandemia, tomó la decisión de vender sus medallas de oro. “Estas medallas son el orgullo de mi familia, pero pensé en venderlas para tener un poco de plata hasta tener una jubilación”, finalizó el oficial.

Un policía salteño vendió sus medallas de oro para poder subsistir (Facebook UVC Canal 10)




Comentarios