Salta tuvo la prime helada del años y amaneció con una postal de la precordillera nevada. Aunque en las primeras horas de la mañana el cielo amaneció cubierto, el Servicio Meteorológico Nacional pronostica un viernes soleado.

Se espera una máxima de 17° y una mínima de 6°. Durante todo el día estará despejado aunque el organismo nacional emitió un alerta meteorológico por vientos intensos con ráfagas en la zona cordillerana y oeste de Salta. Durante el jueves sopló viento blanco en el sector.

Para el sábado se espera que la máxima alcance los 20° y la mínima descienda hasta los 7°. El cielo estará despejado durante la mañana y algo nublado a la noche. Por su parte, el domingo estará más agradable. La máxima será de 22° y el cielo estará parcialmente nublado.