Frente al aumento de la actividad por la flexibilización de restricciones sanitarias, la Municipalidad de Rosario decidió revertir la fusión de algunas líneas de colectivo. Los cambios proyectados para mejorar las frecuencias a partir de este lunes forman parte de la revisión del sistema de emergencia implementado a principios de año por la pandemia de coronavirus.

//Mirá también: Rosario puso en marcha la Ronda Universitaria entre sus líneas de colectivos

El intendente Pablo Javkin confirmó que los ómnibus del 115/138/139 están “claramente en el pico de reclamos” sobre el Transporte Urbano de Pasajeros (TUP). Por eso resolvieron modificar la prestación del servicio y otras medidas adoptadas debido a la merma de los viajes.

Es una buena noticia que podamos ir saliendo de lo que vivimos”, afirmó el funcionario sobre el crecimiento de la demanda en el sistema de colectivos. Así confirmó que separarán parte de las fusiones implementadas este año en busca del mejoramiento de la red de colectivos urbanos.

//Mirá también: El pasaje de colectivo en Rosario aumentó un 10%

Javkin confirmó que el alcance de las reformas se dará a conocer este jueves como el punto a aparte después de un “período de emergencia absoluta” para las líneas locales. Al respecto destacó que la ciudad está cerca de los 300 mil viajes diarios por primera vez desde que se declaró la pandemia de coronavirus. Antes se registraban alrededor de 450.000 pasajes cada 24 horas.

En cuanto al funcionamiento de la 115/138/139, el intendente admitió “enormes problemas de frecuencia”. En este sentido indicó que las demoras golpean con mayor fuerza las zonas de La Siberia, el Aeropuerto Internacional de Rosario (AIR) y parte del oeste del mapa.