El regreso triunfal de Ángel Di María a Rosario luego de ganar la Copa América tuvo un capítulo especial en el que “Fideo” hizo gala de su actitud solidaria. El mismo día en que se reencontró con su familia recibió a un niño cuadripléjico que estaba de visita en el barrio privado donde tiene su casa.

//Mirá también: Ángel Di María volvió a Rosario exultante y celebró el cumpleaños de su esposa

“¿Te gustó el gol?”, le preguntó el futbolista de la selección a Rodrigo, el chico de 10 años al que hizo pasar entre decenas de vecinos que habían ido a pedirle una foto o un autógrafo. Parte de la charla entre ambos quedó registrada en video y también se sacaron una foto.

La posibilidad de conocer a Di María se dio manera impensada. Verónica Giusiano había ido al country Funes Hills San Marino para almorzar con amigos. Cuando se enteró de que el volante de París Saint-Germain (PSG) estaba allí, decidieron acercarse para tratar de saludarlo.

//Mirá también: Jorgelina Cardoso mostró cómo le quedó el tobillo a Ángel Di María tras la final

“Fue hermoso este momento. Quiero destacar la humildad y cariño del flaco y de su familia”, manifestó la mamá de Rodrigo. Al respecto, destacó: “Mientras todos aguardaban afuera para sacarse fotos, nos hicieron pasar para poder lograr esto”.

Rodrigo posó junto a "Fideo" y su mamá el día después de la final de la Copa América.Todos Juntos por Rodry | Facebook

Verónica está al frente de una campaña solidaria en redes sociales para comprarle a su hijo un bipedestador. Recientemente había denunciado que había un grupo de estafadores haciéndose pasar por su familia y difundiendo cuentas falsas para recaudar dinero.

Rodrigo no puede caminar debido a un virus que afectó su médula espinal. A pesar de esa dificultad, se dio el gusto de conocer a uno de los héroes de la final en el Maracaná. Si bien faltó el autógrafo, la esposa del jugador, Jorgelina Cardoso, le dijo a su mamá: “No importa, volvé cuando quieras”.