El alerta de paro de colectivos en Rosario se diluye tras las amenazas en zona oeste

La UTA anunció la reanudación del servicio transporte urbano este lunes por la tarde.

El alerta de paro de colectivos en Rosario se diluye tras las amenazas en zona oeste
Los conductores trabajaron normalmente hasta el final de la madrugada.

La denuncia de un chofer de la empresa Movi encendió este lunes el alerta por un posible paro de colectivos en Rosario. Los trabajadores del Transporte Urbano de Pasajeros (TUP) recibieron la orden de suspender el servicio ni bien completaran su recorrido a primera hora de la jornada y la Unión Tranviarios Automotor impulsó la reanudación del servicio durante la tarde.

Hasta las 7 de la mañana no hubo ningún anuncio del sindicato. Aunque la medida de fuerza no se lanzó de manera oficial, muchos conductores recibieron el mensaje interno e interrumpieron su actividad a la espera de nuevas directivas.

Las autoridades locales confirmaron el retiro momentáneo de los coches.
Las autoridades locales confirmaron el retiro momentáneo de los coches. Foto: @movilidadros

Una hora más tarde, la Municipalidad informó que el servicio de colectivos de Rosario estaba “interrumpido de forma momentánea”. El coordinador general del gabinete local, Rogelio Biazzi, confirmó que estaban trabajando para que los choferes vuelvan a trabajar “lo antes posible”.

¿Qué pasó con los colectivos en Rosario?

A última hora de la madrugada, un conductor de la línea 153 encontró una nota con amenazas dentro del ómnibus estacionado en Provincias Unidas y Rueda. La hoja escrita a mano anticipaba otro homicidio como el de Marcos Daloia (39), el chofer de la K ejecutado a principios de mes en Mendoza y México.

A través del sistema de comunicación interno, los choferes recibieron la siguiente orden: “Dejar los coches en (el) galpón correspondiente y no retirarse”. Mientras tanto, en la calle continuaban circulando aquellos trabajadores que estaban en pleno recorrido.

El conductor que hizo la denuncia advirtió que la nota llevaba la firma de una banda de la “zona oeste”. Las amenazas apuntaban directamente al asesinato de otro chofer.

Según fuentes policiales, el colectivero encontró el papel debajo de la puerta del ómnibus de la empresa Movi. Luego de la denuncia, los investigadores fueron a inspeccionar el vehículo y analizar el sistema de cámaras de videovigilancia internas para determinar quién dejó la hoja.

Uno de los referentes locales de la UTA, Sergio Mancini, confirmó la reanudación del servicio de transporte urbano de Rosario desde el mediodía. El gremialista estimó que la normalización demandaría “dos o tres horas” y destacó el “fuerte compromiso” estatal para garantizar la seguridad de los choferes.