En ambos rubros se permite la atención a clientes desde este lunes bajo protocolos sanitarios por la pandemia.


Aunque el deseo de reabrir cuanto antes no es unánime frente al temor a mayores pérdidas por la pandemia, este lunes se rehabilitó el servicio de mesa en bares y restaurantes de Rosario. Muchos locales presentaron los protocolos correspondientes y los gimnasios también empezaron a organizar la reapertura con turnos previos.

Bajo medidas sanitarias especiales para prevenir el contagio del nuevo coronavirus, los negocios que hicieron el trámite ante la Provincia volvieron a recibir clientes respetando el distanciamiento dentro del 50% de la capacidad disponible. Así como fueron los primeros en cerrar incluso antes de la cuarentena, tuvieron que esperar más que otros sectores mientras se les permitió el envío a domicilio y el retiro de pedidos en puerta.

En algunos casos, los preparativos y el cálculo para readecuarse a la nueva normalidad no permitieron dar vuelta el cartel de “Cerrado” en la primera jornada. Así ocurrió con el histórico bar El Cairo, el cual anticipó que reanudará la actividad este jueves entre las 8 y las 23.

Por el lado de los gimnasios, varios se pusieron en campaña con diferentes estrategias para organizar los turnos de entrenamiento programados. Hubo quienes sólo anunciaron el próximo regreso sin fecha definida aún y otros avanzaron más, al punto de que pudieron echar mano a aplicaciones móviles para cumplir con la normativa sobre ejercicios físicos y deportes individuales.




Comentarios