La jueza de la Investigación Penal Preparatoria, Cristina Fortunato, ordenó la prisión preventiva sin plazo para dos jóvenes que son investigados por la coautoría de un robo cometido en una quiniela de Sunchales, el viernes pasado. La curiosidad del hecho es que, mientras estaban delinquiendo, le pedían disculpas a la mujer a la que amenazaron, bajo la excusa de que “estamos mal”. Todo quedó registrado en las cámaras de seguridad del local.

El fiscal que investigó el hecho fue Martín Castellano e imputó a LNF (18 años) y JEC (19), por coautoría del delito de robo calificado (por el uso de armas impropias).

Castellano expuso que “el hecho ilícito ocurrió minutos antes de las 21:00 del viernes pasado en un local comercial ubicado en Lisandro de la Torre al 400″. Precisó que “los imputados llevaron adelante su accionar delictivo de forma coordinada y con una división de funciones previamente acordada”.

“Los jóvenes investigados ingresaron de manera violenta al inmueble en el que funciona la quiniela y amenazaron a una mujer que trabaja allí para que se quedara quieta y guardara silencio”, sostuvo. “Para amedrentarla, utilizaron un cuchillo y un hierro de alrededor de 30 centímetros y punta filosa”, subrayó.

El fiscal detalló que “los imputados se apoderaron ilegítimamente de alrededor de 28.000 pesos en efectivo que estaban dentro de la caja registradora”. Además, “sustrajeron bebidas alcohólicas y alimentos que se venden en el local”, agregó.

“Si bien los jóvenes huyeron rápidamente tras perpetrar el robo, poco tiempo después fueron identificados y personal de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) Sunchales, logró aprehenderlos”, valoró.