El gobierno provincial adquirirá una nueva Torre de Endoscopía que será instalado en el Hospital “Dr. Jaime Ferré” de nuestra ciudad. La inversión rondará los 20 millones de pesos destinados a la prevención del cáncer de colon y
recto,
uno de los más frecuentes y el segundo de mayor mortalidad en hombres y mujeres de la provincia.

La gestión de compra fue realizada por la Agencia provincial de Control del Cáncer del Ministerio de Salud.

“Es de destacar la que aún en pleno desarrollo de estrategias de pandemia, el Estado invierte en prevención de Cáncer, que es una de las principales causas de muerte en la provincia de Santa Fe”, celebró la doctora Graciela López de Degani, directora de la Agencia provincial de Control del Cáncer y destacó que el cáncer de colon es el tercer en incidencia entre hombres y mujeres de la provincia, pero que detectado de manera temprana tiene hasta un 90% de posibilidades de cura.

“Más de 35 mil personas de localidades de cuatro departamentos se verán beneficiadas con este equipamiento”, recordó. La población objetivo, integrada por hombres y mujeres entre los 50 y los 75 años que viven en las ciudades y pueblos de la región podrán contar de esta manera con el acceso a estudios preventivos y de diagnóstico en el Hospital de referencia de su zona, mejorando los tiempos de turnos y acortando las distancias en las derivaciones.

El hospital ya tiene un equipamiento de un equipo similar pero ya con algunos años, necesita una mejor capacidad diagnóstica y con un equipo como el que se va a licitar, de una generación avanzada, podremos aumentar así los estudios”, explicó el doctor Diego Lanzzotti, director del Hospital Jaime Ferré y remarcó que el efector atiende de manera directa a unas 150 mil personas de, por lo menos, tres departamentos: Castellanos, San Cristóbol y 9 de Julio.

La torre de endoscopía de alta complejidad licitada por el gobierno provincial permitirá mejorar, ampliar y agilizar la atención médica de miles de pacientes.

El cáncer de colon es uno de los más comunes en todo el mundo y también de los más fáciles de diagnosticar. Es importante entonces hacer una detección temprana de las posibles lesiones precursoras como lo son algunos tipos de pólipos o adenomas: unas lesiones que pueden progresar hacia el cáncer colorrectal en un proceso lento, que se desarrolla en un período de 10 a 15 años.

Participaron de la coordinación de la llegada del equipamiento al Hospital, su director, Dr. Diego Lanzotti, la presidenta del Consejo de Administración, Melina Engler, la directora de Salud de la Región, Eter Senn, la secretaria de Desarrollo del Municipio, Myriam Villafañe, y la directora de la Agencia provincial de Control del Cáncer, Dra. Graciela López de Degani y la referente en la región, Dra. Florencia Lópéz.