El Instituto para el Desarrollo Sustentable de Rafaela (IDSR) brindará una capacitación al municipio correntino de Curuzú Cuatiá para el manejo de residuos. Asimismo, en el marco de un convenio firmado entre los ejecutivos locales de ambas localidades, se presentó un informe (el segundo de su categoría) para potenciar el trabajo de Gestión Integral de Residuos (GIRSU) de la localidad mesopotámica.

Vale recordar que, en agosto de 2019, los intendentes Luis Castellano y José Irigoyen firmaron un convenio para extender a la ciudad de Curuzú Cuatiá (Corrientes) el modelo de Gestión Integral de los Residuos Sólidos Urbanos que se lleva a cabo en Rafaela.

En esa instancia, el Municipio local ha colaborado con su par correntino para llevar adelante las acciones que le permitan culminar con la erradicación de su basural a cielo abierto y poner en funcionamiento una planta de tratamiento de residuos domiciliarios con el objetivo de mejorar el medio ambiente local y la calidad de vida de la población.

María Paz Caruso, directora del IDSR, señaló: “Visitamos la localidad y trabajamos en equipo porque es fundamental contagiar el espíritu sustentable a partir de la experiencia y las acciones concretas. Nos enorgullece que más localidades se sumen al cuidado del ambiente a partir de la referencia de Rafaela”. Caruso destacó que “el equipo de Curuzú Cuatiá tuvo la posibilidad de recorrer nuestra ciudad, capacitarse y conocer a las cooperativas de trabajo".

Proyecto

El IDSR elaboró un Proyecto de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos para ejecutar en la ciudad de Curuzú Cuatiá, con el objeto de minimizar los impactos negativos ambientales, sociales y económicos en el manejo de sus residuos domiciliarios. Primero, a partir de la realización de un diagnóstico de la situación y, luego, con un plan de acción que se presentó al intendente de la ciudad correntina y sus funcionarios para su análisis e implementación durante 6 meses en función de un cronograma concreto de trabajo.