Así lo sostuvo el abogado laboralista Daniel Pedrotti. Dijo que la cuarentena "Es un shock psicológico al que cuesta acostumbrarse".


El abogado laboralista rafaelino, Daniel Pedrotti, sostuvo que los patrones no pueden obligar a trabajar a sus empleados en el aislamiento social obligatorio determinado por el presidente Alberto Fernandez a nivel nacional, salvo aquellas actividades comprendidas como excepciones en el decreto.

“Hay una serie de limitaciones muy importantes y hay una serie de excepciones que son las que habilitan a exigir a los trabajadores que concurran a sus trabajos”, dijo en declaraciones a Radio Rafaela.

Hay empleadas domésticas barriendo las veredas, y no pueden hacerlo, no deben hacerlo. No es considerado un servicio esencial ni está vinculado a la industria alimentaria”, indicó el letrado y agregó que desde su punto de vista, los kioskos dentro de la estaciones de servicio deberían cerrar. “No es venta de alimentos. La estación de servicio debería únicamente expender combustible”. 

Completó diciendo que “Esto es tan drástico, el hecho de que uno tenga que quedarse en su vivienda de forma permanente, que cuesta mucho aceptarlo. Es un shock psicológico al que cuesta acostumbrarse. Afortunadamente, la mayoría cumple con el cometido”.




Comentarios