Criado en el barrio paranaense de Villa Hermosa, Lautaro Comas supo construir su carrera futbolística a base de trabajo y mucha perseverancia. En diálogo con Vía Paraná, el delantero de Patronato nos cuenta acerca de sus inicios y de lo que sueña para el club que se ganó un lugar en su corazón.

“La pelota fue mi primer juguete”, es lo primero que afirma Lautaro cuando se le pregunta por su infancia. “Recuerdo que siempre era una pelota, mi hermano y los chicos que se acercaban; hoy en día sigo en contacto con mis vecinos, es la mejor infancia que pude haber tenido”, asegura.

El joven comenzó de muy chico las prácticas en Patronato, “mis padres hacían lo imposible porque yo siga mi sueño que desde siempre fue jugar a la pelota, se rompieron el lomo para que yo llegue hasta donde estoy hoy”, cuenta.

El fútbol es una actividad que, de alguna manera, Lautaro vivió desde la cuna ya que su abuelo fue Director Técnico. “Siempre le recalco a mi papá que él nunca me halagó cuando jugaba bien sino que cuando me iba mal me llamaba o hablaba”, resalta.

Un antes y después

Lautaro se grabó casi como un mantra su anhelo que tiempo después vería concretado, “A los 14 años me ponen en primera liga y sentí que no me costó. Desde ahí yo dije que podía vivir de esto y me propuse llegar a primera, me lo escribía en papel o a veces me lo grababa en un mensaje en el celular”.

El camino del joven futbolista no fue sencillo pero apuntalado por personas cercanas logró superar con creces cada obstáculo que se le fue presentando, “siempre jugaba con los botines de mi hermano o mi viejo nos compraba uno intermedio para que lo usemos los dos”, recuerda.

Cuando llegó a primera Lautaro no tenía botines ni zapatillas, “para mí era un mundo nuevo estar en un plantel profesional, fui a entrenar sin zapatillas. Los técnicos de ese momento me compraron las zapatillas para que yo esté en el plantel y los compañeros me compraron botines y desde ahí no paré nunca más”, cuenta.

Los tres momentos más importantes de su carrera

En un top tres de los episodios que marcaron su carrera hasta ahora, Lautaro enumera:

Su debut. “Sentía que había cumplido una de mis metas”

La oportunidad para su familia. “Que mi familia me vea llegar a primera por todo el esfuerzo que habían hecho”.

El ascenso. “El ascenso que conseguimos con el club”

Consultado acerca de qué es lo que anhela para el futuro de Patronato, Lautaro no duda en desear que el club “no esté en la zona baja “y agrega: “que esté de la mitad para arriba pero esto es trabajo y dependemos mucho de los resultados pero quiero que Patronato sea protagonista y no esté tan pendiente de la zona baja porque como hincha y jugador me incomoda mucho”.

La entrevista completa