La provincia resguardará más de 25.000 hectáreas de cultivos de vid, frutales, hortalizas y cereales


La campaña de protección de riesgo agrícola que lleva a cabo el Gobierno de Mendoza dio por concluídoel plazo para inscribirse a los productores para la campaña 2020-2021 que habríó el 26 de agosto pasado.

Había dos líneas, una para productores de vid, frutales, hortalizas de verano y cereales para forraje de hasta 20 hectáreas y otra para aquellos que tengan más superficie. En total se inscribieron 3.500 productores con un total de 25.000 hectáreas en toda la provincia.

A raíz de las medidas de aislamiento adoptada por la pandemia, la Dirección de Contingencias Climáticas habilitó para facilitar la adhesión, la descarga de los boletos de pago a través de su página web y el pago de los mismos en sucursales de RapiPago, Bolsa de Comercio y los bancos Nación y Supervielle.

La línea de programa de protección ante contingencias climáticas para productores de hasta 20 hectáreas, garantiza una compensación de 20.000 persos por hectárea afectada al 100% por granizo y/o helada, en este caso es en vid y frutales; en las hortalizas y cereales el pago indemnizatorio por hectárea efectada al 100% será de 3.900 pesos.

En lo que corresponde a la segunda línea, destinada a productores con más de 20 hectáreas, la compensación establecida por hectárea de vid y/o frutales, siempre afectada al 100%, se ha dispuesto de $19.795 y para los cultivos hortícolas y/o cereales será de $3.900 por hectárea afectada.

La tercera línea de protección para la producción agrícola está dirigida a contratistas de viñas y frutales. En este caso el pago por hectárea afectada, siempre al 100%, es de 3.960 pesos. El padrón para la adhesión de los contratistas se abrió el 23 de este mes y cerrará el 9 de octube, cuando concluya el plazo para pagar la primera cuota.

En todos los casos los productores tienen la posibilidad de pagar el aporte anual por hectárea en cuotas y un descuento del 10% en el caso de que abonen el total del aporte en un solo pago. Las tres líneas también contemplan los casos de cultivos protegidos por malla antigranizo.

El programa de cobertura para el riesgo agrícola es una de las tres componentes con las que cuenta Mendoza para mitigar los efectos del granizo y las heladas tardías. Las otras líneas en funcionamiento son la mitigación activa contra el granizo a través de la modificación atomosfética con aviones y generadores de superficie y por último las líneas de crédito para mallas antigranizo e insumos para contrarestar las heladas tardías.


En esta nota:

Economia

Comentarios