Un ambicioso proyecto fue presentado en las últimas horas para modernizar el puerto de Mar del Plata, se trata de un mercado de características similares a los de algunas ciudades de Europa. La obra fue ideada por el reconocido arquitecto, Carlos Ott.

El mercado "Fénix", combina la gastronomía, con la producción de la industria pesquera y el turismo. La proyección de un mercado de este estilo en la "Manzana de los Circos" es analizado por el Consorcio Regional Portuario y el interés de un grupo de empresarios locales de distintos rubros, que idearon la construcción del espacio a la altura de los mercados europeos.

"Fénix, así se llama proyecto que busca equiparar el Mercado del puerto de Mar del Plata con los mejores centros de este estilo que existen en Europa", expresaron sus desarrolladores en el marco de la presentación de esta innovadora propuesta que apunta a contribuir a "consolidar el desarrollo de la Provincia de Buenos Aires durante la nueva normalidad en la pospandemia".

Se trata de un proyecto integral que cuenta con la excelente ubicación del puerto, y que ofrecerá un importante escenario arquitectónico para caminar, disfrutar de la comida, el entretenimiento y las diferentes actividades culturales que garantizan el esparcimiento cotidiano y el encuentro familiar de los fines de semana.

Fénix contempla la construcción de un gran mercado de pulgas de más de 4800 metros cuadrados con 140 locales; un mercado de comidas de más de 3200 metros cuadrados con 32 locales; también un anfiteatro para el desarrollo de actividades culturales y además un estacionamiento con 280 cocheras.

Conocida por todos los marplatenses como "La manzana de los circos", este gran espacio ubicado en Juan B. Justo y avenida De los Trabajadores, frente al Club Náutico, el astillero Federico Contessi y el acceso al centro comercial del Puerto en su extremo sur, se encamina a ser transformado de la mano de este tipo de proyectos que buscan promover el funcionamiento de los mercados, la gastronomía y el entretenimiento no solo durante el verano, sino a lo largo de todo el año.

El proyecto, que lleva la firma del reconocido arquitecto uruguayo Carlos Ott, ofrecerá capacitación y podría generar una gran cantidad de puestos de trabajo necesarios para reactivar la economía y contribuir a mejorar la calidad de vida en la provincia. Asimismo, pretende convertirse en una sólida posibilidad de desarrollo para los pequeños emprendedores.