Históricamente, el deporte no ha sido un espacio donde la mujer haya sido aceptada. Por mucho tiempo, fue considerado un campo específicamente masculino, negando o denigrando a las mujeres que hayan querido participar. Actualmente, los tiempos están cambiando y las mujeres están involucrándose dentro del mundo deportivo.

// Mira también: Merlina, la joven lasherina que usa sus redes sociales para contagiar amor propio y enseñar del respeto

Pero la pregunta es si realmente las mujeres están siendo aceptadas dentro del deporte, ya sea como parte de la dirigencia, árbitras, jugadoras y periodistas. Una joven lasherina puede dar fe que la cuestión de la mujer en el deporte ha avanzado, pero que todavía existen algunas naturalizaciones que se revelan en los tratos sexistas.

Es Bianca Casasola, una joven que está terminando su carrera en Comunicación Social y actualmente trabaja como parte del equipo de prensa del Club Atlético Gimnasia y Esgrima de Mendoza, quien puede expresar que las mujeres tienen más voto y voz dentro del deporte. No obstante, el sexismo no se ha desaparecido del todo.

Ha tenido la oportunidad de cubrir diferentes tipos de deportes, inclusive esos considerados exclusivos de hombres.

Un amor por el fútbol y fotografía

Desde que recuerda, Bianca siente pasión por el deporte, pero hacía el fútbol siente un amor especial. La joven lasherina contó a Vía Mendoza que a los 15 años le regalaron su primera cámara, lo que significó para ella “un viaje de ida”.

“Desde que tuve mi primera cámara iba a ver a mi hermano o amigos que hacían deportes y les sacaba fotos”, detalló Bianca. Cuando comenzó su carrera decidió profesionalizarse dentro de la fotografía deportiva, trabajando con diferentes medios mendocinos.

Cubre todo tipo de deportes, aunque prefiere el fútbol.

Hace 5 años que la joven se desenvuelve dentro del mundo deportivo, ya sea como periodista o fotógrafa. “Siento que ahora en la actualidad se ha avanzado mucho. Pero al principio costó un poco más. Era más chica y además estaba metiéndome en un mundo que era totalmente de hombres. Y aunque hoy lo sigue siendo, creo que hoy las mujeres estamos pisando un poco más fuerte”, comentó Bianca.

La mujer dentro del deporte

La joven realmente siente que las cosas están avanzando, que ya es más “normal” ver una mujer dentro del deporte, particularmente del deporte mendocino. Además expresa que se es aceptada con su trabajo, especialmente en las categorías más chicas, porque los chicos “vienen con otra cabeza”.

El problema sexista se genera con los que Bianca denominó “dinosaurios”. “Estos son los que creen que las mujeres no tienen que estar ahí en esos ambientes porque no tienen la capacidad o los conocimientos para hacer estas tareas”, expresó la joven.

No solamente trabaja desde Gimnasia, sino que también posee su propio emprendimiento fotográfico llamado Eikon, donde cubre diferentes eventos deportivos. Ella expresa que es ahí donde aveces recibe tratos diferenciados por su sexo.

En más de una oportunidad, las personas que le han hablado a su página de Instagram (que había mantenido sin identidad o género hasta ese momento) directamente la trataban como si fuese hombre, algunos inclusive cambiando el trato al enterarse que era mujer. “Decidí poner mi nombre en la página de mi Instagram para que sepan que soy una mujer fotógrafa”, contó Bianca.

El trato sexista que aveces recibe por parte de diferentes hombres.

La joven sabe que hay cierta presión social dentro del ámbito deportivo que muchas veces hace que las mujeres se sientan excluidas o que ni siquiera se animen a intentar. “Yo también tenia esas inseguridades”, expresa Bianca, pero agradece las mujeres que la acompañaron en sus comienzos, animándola a sumergirse en estos espacios.

// Mira también: “Octubre rosa”, la campaña de Las Heras para concientizar sobre el cáncer de mama

Por eso ella anima a que participen las mujeres, que no tengan miedo a recibir malos tratos, porque para eso están ellas, para acompañarse entre todas.